Rociadores para proteger sustancias químicas de uso en natatorios
      Olvido su clave?  

 

Artículo Seleccionado >>

Rociadores para proteger sustancias químicas de uso en natatorios

Por Russ Fleming

El incendio en la planta química Biolab, Inc. en Conyers, Georgia el 25 de mayo constituye el último ejemplo de cuan peligrosos pueden ser los incendios que acaecen en lugares de almacenamiento de sustancias químicas para natatorios, especialmente cuando se trata de calcio hipoclorhídrico.



A lo largo de la última década, existieron al menos tres de estos tipos de incendios, dos en negocios minoristas donde se manipulaban grandes cajas y otro en un depósito, y en cada caso, el incendio puso en riesgo o sobrepasó el desempeño de los rociadores instalados. Como resultado de esto, la NFPA aprobó la adopción sobre las mejoras para las leyes de rociadores orientadas a la prevención de futuros accidentes.

El calcio hipoclorhídrico es un oxidante de clase 3, descripto en la NFPA 430, Almacenamiento de oxidantes líquidos y sólidos, como una sustancia "que provocará un importante incremento en la combustión de los materiales combustibles con los que entre en contacto, o que sufrirá una vigorosa descomposición de su materia debido a contaminación o exposición al calor." Los incendios que involucran calcio hipoclorhídrico generan altísimas y potentes llamaradas que pueden hacer que los rociadores no den a vasto con su tarea a menos que estos últimos estén especialmente diseñados para tales circunstancias.

La investigación conduce al cambio 
En 1996, la Fundación de Investigación para la Protección contra Incendio de la NFPA llevó a cabo una investigación sobre incendios con químicos en oxidación que llevaron al desarrollo de un criterio para la protección especial con rociadores en depósitos de calcio hipoclorhídrico. Dicho criterio, incluidos los revestimientos enchapados y seis rociadores por cada nivel de cada compartimiento del depósito, se hizo de un lugar en la edición 2000 de la NFPA 430 para la exhibición de oxidantes clase 3 en cantidades mayores a 2,300 libras (1,043 kg). Dado que una carga típica es de alrededor de 700 libras (318 kg), aún tres cargas completas podrían almacenarse teóricamente sin protección especial, y dicha protección no debería aplicarse a los depósitos comunes.

Anteriores ediciones de la NFPA 430 limitaron el almacenamiento de más de 200 libras (91 kg) de oxidantes clase 3 en edificios provistos de rociadores a 5 pies (1.5 m) de altura o en dos niveles a 10 pies (3 m) en hileras, con una hilera de rociadores separados a 8 pies (2.4 m) en el centro sobre cada nivel. De cualquier modo este requisito se quitó de la NFPA 430 algún tiempo después de la publicación de la edición 1990. Se reincluyó en la edición 2002 de la NFPA 13, Instalación de Sistemas de Rociadores, la que requiere rociadores en línea para el almacenamiento de 200 a 2.300 libras (91 a 1,043 kg) de oxidantes clase 3, y también en la edición 2004 de la NFPA 430 en una tabla llamada "Protección de rociadores para oxidantes clase 3 almacenados en cantidades mayores a 91 kg (200 libras) y menores a 1,043 kg (2,300 libras)."

La NFPA 430 ahora acerca un criterio para el almacenamiento en estanterías mayores a 6 pies (1.8 m) de altura, en bulto o apiladas entre los 5 y 10 pies (1.5 a 3 m) de altura, y almacenamiento en línea de hasta 10 pies (3 m) de altura. Las normas limitan el cielorraso a una altura de 25 pies (7.6 m), excepto en el caso de almacenamiento en línea, en el que se requiere rociadores separados a una distancia máxima de intervalos de 4 pies (1.2 m) para cualquier tipo de almacenamiento con el fin de asegurar la protección de todo espacio. El criterio especial de 6 rociadores por compartimiento, limitado a dos niveles, se requiere para almacenamiento en línea de cantidades que excedan las 2,300 libras (1,043 kg) tanto para la guarda como para la exhibición, excepto en el caso de plantas de procesamiento que fabrican oxidantes.

Todas las pruebas hasta la fecha indican que es indispensable la aplicación rápida de cantidades importantes de agua en los incendios con oxidantes, y que los rociadores cercanos al combustible pueden responder más rápidamente para proveer el enfriamiento que a su vez protege al sistema de rociadores y al edificio en si. El desafío para la protección con rociadores de sustancias químicas para natatorios debe tenerse en cuenta de modo específico si se espera que los rociadores cumplan con su tarea.

Russ Fleming es vicepresidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Rociadores contra Incendios

Compartir:

Nosotros

Quiénes Somos

La National Fire Protection Association (NFPA) es la fuente de códigos y normas que gobiernan la industria de protección contra incendios y seguridad humana.

Suscripción al NFPA JLA
NFPA JLA E-Newsletter

Hemos actualizado nuestra política de privacidad, que incluye como son recolectados, usados y compartidos sus datos personales. Al usar este sitio, usted acepta esta política y el uso de cookies