La tragedia del concierto de Houston resalta la gestión de multitudes

La tragedia del concierto de Houston resalta la gestión de multitudes

19 Nov 2021

El viernes, 5 de noviembre, se desarrolló una tragedia en el NRG Park en Houston, Texas, donde ocho jóvenes, entre las edades de 14 y 27, murieron cuando oleadas de multitudes reportadas ocurrieron durante el festival Astroworld que atrajo a aproximadamente 50,000 asistentes.

Además de la pérdida de vidas jóvenes, más de 300 asistentes buscaron ayuda en una carpa médica en el lugar. Los informes de noticias indican que 25 fueron trasladados al hospital y 13 permanecen hospitalizados. El evento de víctimas masivas, considerado uno de los conciertos más mortíferos en la historia de Estados Unidos, ahora está siendo investigado penalmente para determinar qué provocó la catástrofe cuando el rapero Travis Scott, ocho veces nominado al Grammy, nativo de Houston, subió al escenario.

El nivel de caos que se produjo el viernes por la noche puede parecer raro, pero solo necesitamos mirar hacia atrás al 30 de abril de este año, cuando una celebración se convirtió en tragedia donde 45 personas murieron y más de 150 resultaron heridas en un festival religioso en Israel que atrajo a casi 100,000 personas. Inmediatamente después de ese evento, la Líder Técnica en Seguridad Humana y de Edificaciones de la NFPA, Kristin Bigda, escribió un blog sobre la seguridad en la gestión de multitudes. Ese artículo sirve como un gran recurso hoy en día, ya que las personas buscan respuestas en Houston y en todo el mundo. Bigda resume algunos de los requisitos del código de NFPA 101, Código de Seguridad Humana, que son únicos a las ocupaciones de reuniones públicas con grandes multitudes. En parte, Bigda explica:

  • La carga de ocupantes se determina utilizando factores que se basan en cómo se usa el espacio o se determina usando la población máxima probable del espacio en consideración, cualquiera sea el mayor. En áreas de ocupaciones de reuniones públicas de más de 10,000 pies2 (930 m2), la carga de ocupantes no puede exceder la densidad de una persona por cada 7 pies2 (0.65 m2). Este límite de carga de ocupantes existe para evitar el hacinamiento.
  • Se requieren evaluaciones de seguridad humana (ESH) cuando la carga de ocupantes de una ocupación de reunión pública supera los 6,000. La ESH reconoce que los sistemas fijos de protección y supresión por sí solos no garantizan un egreso seguro donde hay un gran número de personas. También se consideran el comportamiento esperado de la multitud y las técnicas para manejar cualquier problema de comportamiento. La evaluación tiene que incluir un análisis de todas las siguientes condiciones y las medidas de seguridad apropiadas relacionadas:
    • Naturaleza de los eventos y de los participantes y asistentes
    • Movimiento de acceso y egreso, incluidos los problemas de densidad de multitudes
    • Emergencias Médicas
    • Peligros de incendio
    • Sistemas estructurales permanentes y temporales
    • Condiciones climáticas severas
    • Terremotos
    • Disturbios civiles o de otro tipo
    • Incidentes con materiales peligrosos dentro y cerca de la instalación
    • Relaciones entre la administración de la instalación, los participantes del evento, las agencias de respuesta a emergencias y otros que tienen un papel en los eventos alojados en la instalación.
  • Se requieren entradas/salidas principales en cada ocupación de reunión pública, nueva o existente, para acomodar a los ocupantes que probablemente salgan de la instalación a través de las mismas puertas/aberturas que usaron para entrar. En algunos tipos de nuevas ocupaciones para reuniones públicas, la entrada/salida principal necesita acomodar hasta dos tercios de la capacidad total de egreso, mientras que en otras ocupaciones para reuniones públicas puede representar el 50 por ciento. En ocupaciones para reuniones públicas donde no hay una entrada/salida principal bien definida, se permite que las salidas se distribuyan alrededor del perímetro del edificio, siempre que el ancho total de la salida no sea menor al 100 por ciento del ancho necesario para acomodar la carga de ocupantes permitida.
  • Los pisos de auditorios y estadios tienen que considerarse en nuevas ocupaciones para reuniones públicas donde el área del piso de los auditorios y estadios se usa para actividades/eventos de ocupación de reuniones públicas. No menos del 50 por ciento de la carga de ocupantes puede tener medios de egreso provistos sin pasar por áreas de asientos fijos adyacentes.
  • Los planes de acción de emergencia (PAE) tienen que proporcionarse en lugares de reunión pública y son un componente crítico para garantizar la seguridad de las personas en los edificios. Los planes tienen que incluir un mínimo de 18 consideraciones diferentes, que incluyen:
    • Detalles del edificio
    • Personal del edificio designado responsable de las tareas de emergencia
    • Identificación de eventos que se consideran peligros de seguridad humana y los procedimientos específicos para cada tipo de emergencia.
    • Capacitación del personal
    • Documentaciones
    • Inspección, prueba y mantenimiento de las instalaciones del edificio que brindan seguridad a los ocupantes.
    • Realización de simulacros
    • Procedimientos de evacuación
  • Se requieren gerentes de multitudes para ocupaciones de reuniones públicas. Cuando la carga de ocupantes exceda los 250, se necesita proporcionar gerentes de multitudes o supervisores de gerentes de multitudes capacitados adicionales en una proporción de un administrador de multitudes o supervisor de gerentes de multitudes por cada 250 ocupantes en la mayoría de las instalaciones.

Bigda también escribió una columna de En Cumplimiento publicada en el NFPA Journal en Español este septiembre, lo que refuerza el hecho de que cuando se descuidan los protocolos de seguridad y las funciones de gestión de multitudes, puede tener un impacto drástico en la eficiencia de la respuesta de salida durante eventos grandes como el de Houston.

En ese mismo ejemplar, el NFPA Journal en Español también publicó un artículo de opinión titulado En Mi Tribu de Steve Adelman, autor principal de la norma de autoridad de gestión de multitudes en los Estados Unidos (ANSI ES1.9-2020) y vicepresidente de Event Safety Alliance, un grupo de la industria que se estableció después de que siete personas murieron en la Feria Estatal de Indiana en 2011. Adelman escribe: “En el contexto de los eventos en los que los participantes están apasionadamente comprometidos, una identidad de riesgo de invulnerabilidad situacional hace que resten importancia o ni siquiera perciban los peligros que de otra manera serían evidentes”.

Si bien es demasiado pronto para saber definitivamente lo que sucedió en Houston, el incidente nos recuerda lo importante que es para los ciudadanos tener un nivel agudo de concientización de la situación y para que el personal de seguridad y protección del lugar comprenda y aplique la orientación que se encuentra en NFPA 101.

 

Por Cathy Longley, Gerente de Comunicaciones en NFPA

 

suscribete Nexo blog CTA

 

Compartir:

Hemos actualizado nuestra política de privacidad, que incluye como son recolectados, usados y compartidos sus datos personales. Al usar este sitio, usted acepta esta política y el uso de cookies